06 Santos Junio0012

Cinco jóvenes del Oratorio de Poznan, Polonia, fueron unidos por el martirio el dia 24 de agosto de 1942, ellos eran conocidos como Czesław Jóźwiak, Edward Kaźmierski, Franciszek kesy, Edward Klinik y Jarogniew Wojciechowski, eran animadores del Oratorio, amantes de la música, el teatro, los deportes, empeñados en la catequesis y unidos por una intensa vida espiritual, pero en septiembre de 1940 fueron detenidos bajo la acusación de pertenecer a una organización ilegal. Edward Klinik, el primero en ser detenido, le escribió a su madre: “Puedes estar tranquila por mí, porque yo voy a la batalla de la vida con una fe firme. Sé que aquel a cuya protección me confié, convirtiéndome en uno de sus caballeros, vela por mí y nunca me abandonará “. También fueron arrestados los otros, compartieron durante meses humillaciones y torturas, apoyados por una fe firme y decidida, una profunda devoción a María, y una amistad fraternal.

Fueron condenados sin el debido proceso, sin ninguna posibilidad de defensa, y en todo caso, por razones que no justifican la pena de muerte, dieron un ejemplo heroico de fe y vida cristiana. La habían adquirido en el Oratorio Salesiano de Poznań, y sacaron de ella la fuerza para aceptar con serenidad la “voluntad de Dios” hasta perdonar a sus verdugos según el más genuino espíritu del Evangelio.

Los cinco jóvenes mártires son modelo para tantos jóvenes que todavía hoy, en no pocas partes del mundo, sufren a causa de su fe. Para todos los jóvenes son verdaderos modelos de vida, que les indican las difíciles pero fascinantes metas de la santidad juvenil. Fueron beatificados el 13 de junio de 1999 en Varsovia.